Estudio evalúa evolución de la coloración en la hormiga de terciopelo blanco, quien en realidad es una avispa

Al atravesar el árido suroeste de Estados Unidos, se ven kilómetros y kilómetros de arbustos de creosota. Bien adaptado al paisaje cálido y sediento, el arbusto de hoja perenne, también conocido como greasewood, chaparral y gobernadora, produce mechones de cápsulas de fruta blanca y esponjosa. Entre las plantas viven insectos similares, esponjosos y blancos, difíciles de distinguir de la fruta, que son, de hecho, una especie de avispas conocidas como hormigas de terciopelo con cardo.

Ver noticia completa – phys.org

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail